La de hoy es una recetaza. Cada vez se oye más hablar del Tofu y es probable que haya quien lo ha probado y que no le ha gustado y es que según cómo lo prepares te puede gustar o parecerte una cosa de lo más insípida, a mí me pasó la primera vez que lo probé, pensé: tanto Tofu, tanto Tofu y no sabe a nada…! pero claro hay que conocerlo y saber cómo usarlo. Una forma muy rica de comerlo es de esta manera, haciendo un Revuelto de Champiñones, Espárragos y Tofu. Es lo bueno de este producto que, por no tener sabor se adapta muy fácilmente a un montón de elaboraciones, lo mismo te sirve para dulce que para salado. Así que si sois de los que lo han probado y no les ha gustado no lo descartéis de vuestra dieta aún y dadle una oportunidad, os sorprenderá.

El Tofu es un producto muy interesante por su versatilidad en la cocina y por su gran aporte proteico, sobre todo si no comes carne. Por ejemplo en esta receta de hoy combinamos las proteínas del Tofu y los hidratos de carbono (saludables) de las verduras, lo que nos da un plato muy completo, y ya, si usamos un buen aceite de oliva sin refinar tenemos un platazo. Muy sencillo, muy rico y muy nutritivo, si es que comer bien es mucho más fácil de lo que se piensa. A continuación os dejo el vídeo con la receta:

Un plato ideal para cuando tienes cuatro verduras en la nevera, estas o las que tengas por casa, y poco tiempo para planificar la comida, en un momento lo tienes resuelto y sin tirar de precocinados ni chorradas. Espero que os guste, en casa nos encanta!
Si tenéis cualquier duda podéis dejarme un comentario y también podéis seguirme en Facebook, Twitter, Instagram y suscribiros a mi canal de YouTube.